Páginas

23 marzo, 2012

Chapapote desde el PP

Acorralado por una unanimidad institucional y un movimiento social inéditos, el Partido Popular de Canarias no sabe cómo atender el encargo de frenar la ola crítica contra las prospecciones de Repsol frente a Lanzarote y Fuerteventura. Lo intenta con los argumentos y los procedimientos más aceptables, como el catálogo de ventajas económicas o las garantías ambientales a las que se compromete la petrolera. Pero también se emplea a fondo con mecanismos un poquito más fulleros, como la amenaza de que si no es España quien explote los yacimientos y quien asuma el riesgo de contaminar, lo hará Marruecos encantada de la vida. En vista de que el prontuario no ha funcionado del todo, ni a través de sus representantes naturales ni a través de los comisionados enviados por Repsol, el partido del ministro Soria ha dedicado estos últimos días a profundizar en otras estrategias algo más corrosivas, más en la línea de extender chapapote informativo y político con el que taponar las grietas abiertas en su propio discurso, un día porque no se sostiene y otro porque se lo derrumban desde las costas valencianas.

Cartas de ida pero no de vuelta



Llama la atención, por ejemplo, el comunicado emitido este viernes por el PP de Fuerteventura en el que se acusa al Cabildo de la isla de haber manipulado una carta del touroperador TUI y una conversación con alguno de sus ejecutivos que, según la institución majorera, se pronunciaron preocupados por los anuncios de prospecciones petrolíferas. El Cabildo ha aportado la carta original, y en ella efectivamente puede leerse que al operador alemán no le hace puñetera gracia eso del petróleo, si bien matiza levemente que los precios no bajarían a no ser que se produzcan vertidos. Pero la última frase de la carta es demoledora:  “Si el departamento de Gestión Sostenible de TUI Alemania puede aportar su opinión, estaríamos totalmente en contra de este proyecto”. El PP majorero, por el contrario, no aporta ninguna prueba que sostenga ni su afirmación de que los alemanes están cabreados por una supuesta manipulación de sus palabras, ni mucho menos que vayan a demandar judicialmente a las autoridades majoreras por esa utilización malintencionada de sus opiniones. Desgraciadamente la táctica consiste en conseguir que los medios publiquen esa falsa noticia para poder remitirse a ella cada vez que alguien vuelva a utilizar la opinión de TUI contra las prospecciones. Chapapote del previsible, como siempre.

Los británicos también escriben




Para colmo, casi a la vez que el PP majorero emitía ese desafortunado comunicado, los tourperadores británicos, agrupados en torno a la asociación ABTA, hacían pública una carta enviada a José Manuel Soria en la que básicamente insisten en la misma tesis, la que sostiene TUI, la que sostienen las instituciones canarias de manera mayoritaria, la que defienden los movimientos ecologistas, los empresarios sin compromisos políticos y muchos ciudadanos perplejos. Una posición que se resume en una frase de la carta de los operadores turísticos británicos: “La potencial extracción de petróleo podría resultar un daño considerable para el turismo en esta región”. Las advertencias de los profesionales del sector son cada vez más contundentes y las han situado en las instancias políticas e institucionales oportunas, como para que nadie se lleve a engaño llegado el momento procesal oportuno.

Argumentos jurídicos desde Canarias




Y hablando del momento procesal oportuno. El Gobierno de Canarias ha cumplido su advertencia de recurrir ante el Tribunal Supremo las autorizaciones a Repsol, lo que significa que ya se conocen con mayor grado de concreción sus argumentos jurídicos. Tras su lectura se consolidan las sospechas de que alguien ha tratado de asegurarle a la petrolera unos derechos a los que agarrarse en el caso de que la Justicia anule el decreto soriano por un asunto tan básico como es el de la caducidad de los permisos que el Ministerio de Industria se ha limitado ahora sencillamente a convalidar. La convalidación evita una nueva convocatoria pública de ofertas, lo que hubiera obligado a Repsol a competir en momentos muchos más hambrientos que hace una década. Pero convalidad una concesión caducada da muchas bazas al Gobierno de Canarias, que ha atacado por ahí. Sólo pensar que los servicios jurídicos del Estado no hayan advertido de estos extremos pone los pelos de punta. A no ser que la advertencia haya sido desoida, que de todo puede haber en este culebrón con tantas idas y venidas.

Poca concreción a favor




Son absolutamente respetables las opiniones que defienden la explotación petrolífera de esos yacimientos presuntamente tan ricos y tan cercanos a Canarias. Pero quizás habrían conseguido un mejor posicionamiento en el debate si hubieran concretado al máximo los aspectos económicos que con tanta determinación defienden. Por ejemplo, puestos de trabajo a crear, porque ya han quedado descartados por imposibles los 52.000 y los 5.000 que la prensa impresa anunció el mismo día. En el mejor de los casos, la cifra de empleos a crear se sitúa en torno a los 300, a no ser que los astilleros canarios reciban el encargo de fabricar los barcos especializados que las petroleras alquilan para estos menesteres. O sea, otro suponer. En esta misma línea de volatilización informativa podemos situar las dudas sobre el mecanismo por el que Canarias podría acceder a una parte de la tarta de los beneficios fiscales posibles, que quedan sin cuantificar de un modo certero. Frente a tanta inconcreción, las consecuencias de accidentes de mayor o menor cuantía producto de explotaciones petrolíferas marítimas están perfectamente documentadas en el mundo. Y las cartas de los operadores turísticos de los países que más clientes aportan a Canarias desde hace decenas de años.

1 comentario:

  1. In crescendo y cortando las pocas salidas que podían quedar...."Un magnifico estratega"¿Habrá hecho esa chapuza de Decreto,con conocimiento de causa,para que la tumben los Tribunales y así hacer el clásico pase al lucro cesante,puesto que a lo mejor no hay(en verdad)ni gota de un petroleo,minimamente interesante?..Experiencia no le falta y ahora lo que no consiguió con la montaña de Tebeto(¿vendrá de ahí la bronca con nuestro Presidente Paulino?) lo podría terminar por conseguir,con total facilidad desde y en Madrid.Los caminos de este señor,son fácilmente escrutables y se llega a desenrredar la madeja,si aprendemos a nunca el cabo que lleva el rastro del dinero.....lo demás,cascaras de lapa.

    ResponderEliminar